Aunque las denuncias han sido constantes a lo largo de todo el país, las soluciones aun brillan por su ausencia y el caso de la IPS de Salamina al norte del departamento de Caldas es una nueva evidencia de la dimensión de la crisis del sector salud en Colombia.
Así difundió el periódico La Patria la dolorosa noticia:

165 millones de pesos son las deudas que las EPS Cosmitet y Coomeva dejaron de pagarle al Centro médico Salamina IPS, lo que terminó con el cierre definitivo de la entidad.

Su director, Rodrigo López Buitrago, anunció el miércoles pasado la finalización de operaciones en el norte de Caldas.

La razón que esgrime no es otra que el saldo en rojo que ocasionaron estas EPS en su entidad. “Desde el 2015 comenzaron los retrasos con los pagos, en el 2016 se agudizaron y este semestre se puso imposible, me dejaron sin con qué maniobrar”.

Según el médico, acudió a la Procuraduría, Contraloría, al sindicato de maestros y hasta la Fiduprevisora, que administra los recursos de los docentes, pero de ninguna obtuvo apoyo.

“Es muy triste saber que estamos enfrentados a esta situación. No solo por las deudas, sino por el no pago, me dejaron en una situación bien complicada”, lamentó López Buitrago.

Aclaró que también le preocupan las obligaciones que tiene con sus proveedores, además de la inversión que hizo en equipos, sin contar el valor emocional, pues reconoce que gracias a su padre logró cristalizar esta idea en el 2003.

Gerson Bermont Galavis, director de la Territorial de Salud de Caldas, reconoció que esta situación es producto del sistema y que son las deudas de estas EPS las que llevan a la quiebra entidades que se quedan sin músculo financiero para operar.

Añadió que lo que debe hacer la Supersalud es garantizar a los departamentos que las EPS tienen un equilibrio financiero adecuado para poder operar y “no que estemos corriendo el riesgo que cualquiera se vaya y nos deje más deudas y acabe con el cierre de IPS, como es el caso de Salamina”.

Asmetsalud dice que cumple
Entre las EPS que tenían contrato con esta entidad está Asmet Salud. Ana María Correa, representante legal en Caldas de esta EPS, sostuvo que ayer en la mañana recibió un oficio de López Buitrago y aseguró que la próxima semana le estará consignando cerca de $20 millones que le adeuda. “Nosotros sí le hemos pagando, es más, me manifestaba que con nosotros no es el problema, porque le generamos pagos normales”.

Sobre los 463 afiliados de Asmetsalud que recibían servicios de Salamina IPS, Correa aseguró que no quedarán desprotegidos y que ya está negociando con el Hospital Felipe Suárez para que les preste servicios de medicina general.

LA PATRIA se comunicó en la mañana de ayer con Luz Estela Ortiz, representante de la EPS Coomeva, pero aseguró que por políticas de la empresa no podía dar declaraciones y que a través de coordinador de comunicaciones emitirían un comunicado; sin embargo, al cierre de esta edición aún no se pronunciaban.

En cuando a Cosmitet, que aún tiene a su cargo la salud de los maestros, se hizo el mismo procedimiento sin obtener respuesta.