Mayo llegó con una serie de movilizaciones sociales en todo el país, docentes, guardias penitenciarios, jueces, incluso regiones completas como el departamento del Chocó, se han manifestado para exigir del gobierno nacional el cumplimiento de compromisos, o el mejoramiento de condiciones laborales. En los manifiestos dados a conocer, el sector Salud ha estado presente.

Información cortesía ASMEDAS:

Las organizaciones sindicales del Sector Salud ANTHOC, SINDESS, ANEC, SINALTRAESES, las pertenecientes a UTRADEC y UNETE, filiales de la Central Unitaria de Trabajadores -CUT-, la Confederación General del Trabajo -CGT- y la Confederación de Trabajadores de Colombia -CTC-, en atención a la Declaración Política suscrita por las tres Centrales Sindicales y FECODE, en la cual se define un Plan de Acción para los próximos días y en atención a nuestras particulares condiciones, nos permitimos hacer un llamado muy especial a los trabajadores de la salud del país para que tengamos la mejor de las respuestas de movilización, ya que si algún sector ha sido golpeado por la política del gobierno es el nuestro, lo que podemos resumir en lo siguiente:

*1.* Somos el sector más informalizado, tercerizado y con la peor contratación del país; de 280.000 trabajadores de la salud en el sector público, solamente 45.000 están en las plantas de personal, con contratos basura que en promedio están suscritos a tres meses, es decir sin ninguna estabilidad laboral.

*2.* Tenemos el peor ingreso de todos los trabajadores del Estado, mientras el promedio de la generalidad trabajador del nivel auxiliar de las entidades de estado es 2,5 salarios mínimos, siendo deficitario respecto del costo de vida, en muchos casos con menos responsabilidad que un auxiliar de la salud, que tiene que responder por vidas humanas, el nuestro no alcanza 1,5 salarios mínimos y con tendencia a que se reduzca, por el chantaje de la inestabilidad y la politiquería.

*3.* Nuestro sector ocupa el primer puesto en corrupción, producto de la intermediación y saqueo de las EPS, pero también del saqueo que hacen los Gerentes y Administradores corruptos colocados por los politiqueros y clientelistas en esos cargos.

*4.* Esta corrupción es criminal, ya que el robo de los recursos de la salud se paga con vidas humanas, con humillación y atropello a la dignidad humana de los pacientes, a quienes se les niegan los medicamentos y los servicios, se les deteriora la calidad, se les somete a largas esperas.

*5.* La crisis de los hospitales es el resultado del modelo rentista que el gobierno ha implementado. Y que ha dado pie a la alta corrupción que se presenta en este sector; al gobierno no le interesa atacar el problema de raíz, mientras presenciamos la liquidación de CAPRECOM, CAFESALUD, SALUDCOOP, muchas más que han pasado y las que han de venir como la Nueva EPS, el peso de la liquidación cae sobre los prestadores de servicios, los pacientes y los trabajadores, ya que de los más de 10 billones que adeudan estas EPS, en el mejor de los escenarios y en un término no menor a 5 años, los hospitales no recuperarán más del 25% de la deuda, lo que los arrastrará en el proceso de liquidación, pues la corrupta e innecesaria intermediación de las EPS se mantiene a toda costa, y la única preocupación que tienen es cómo montan el nuevo negocio para que los corruptos de siempre, y otros nuevos, se continúen lucrando con la vida de los colombianos y la miserabilización de nuestro trabajo.

Por lo expuesto, no aceptan nuestras propuestas del Capítulo de Salud del Pliego Nacional Estatal, que las podemos resumir en:

-Vincular a la planta de personal a los aproximados 235.000 trabajadores que se encuentran tercerizados cumpliendo los precedentes legales y constitucionales sobre la materia. 

-Para cumplir el ítem anterior, se elimine la intermediación de las EPS, que los hospitales públicos presten directamente el Régimen Subsidiado y las nóminas de los mismos sean a cargo del Sistema General de Participaciones. 

-Que se establezca el salario mínimo profesional y el escalonamiento de los salarios, dándonos un tratamiento equitativo al que se le da al sector educación.

-Llamamos a los trabajadores a ponernos de pie, a decirle basta a la humillación, a la corrupción, a la explotación inmisericorde y a unirnos, ya que unidos podemos ser tan grandes como FECODE, a vincular a las comunidades en la defensa la red pública hospitalaria, los recursos públicos, el derecho fundamental a la salud sin ningún tipo barreras para el acceso y sin intermediarios financieros.

Durante los próximos días invitamos a los compañeros a que hagamos asambleas permanentes en los hospitales, nos integremos a las marchas con los maestros y demás trabajadores estatales; a que el 16 de mayo, día de la toma a Bogotá por el Magisterio y de Paro Nacional Estatal, nos concentremos desde las 8 a.m. frente al Ministerio de Salud y adelantemos un plantón allí donde esperaremos la llegada de las marchas y nos integraremos a ellas.